Evangelio del día Lunes 12 de Febrero Evangelio 

Evangelio del día Lunes 12 de Febrero

Lunes de la sexta semana del tiempo ordinario.

Santo del día: Santa Eulalia de Barcelona, San Saturnino de Abitinia.

† Lectura del santo Evangelio según San Marcos 8, 11-13. 

Entonces llegaron los fariseos, que comenzaron a discutir con él; y, para ponerlo a prueba, le pedían un signo del cielo. 
Jesús, suspirando profundamente, dijo: “¿Por qué esta generación pide un signo? Les aseguro que no se le dará ningún signo”. 
Y dejándolos, volvió a embarcarse hacia la otra orilla. 

 

Palabra del Señor.
Gloria a ti Señor, Jesús.

 

Reflexión del Papa Francisco:

¿Por qué estos doctores de la ley no entendían los signos de los tiempos y pedían un signo extraordinario, por qué no entendían? Antes que nada, porque estaban cerrados. Estaban cerrados en sus sistemas, habían organizado muy bien la ley, una obra maestra.

Todos los hebreos sabían lo que se podía hacer y lo que no, hasta donde se podía llegar. Estaba todo organizado, todos se sentían seguros allí.

Para ellos eran cosas extrañas las que hacía Jesús: Ir con los pecadores, comer con los publicanos. A ellos no les gustaba, era peligroso; estaba en peligro la doctrina, esa doctrina de la ley, que ellos, los teólogos, habían creado a lo largo de los siglos.

La habían hecho por amor, para ser fieles a Dios. Pero se encerraron allí, sencillamente habían olvidado la historia. Habían olvidado que Dios es el Dios de la ley, pero es el Dios de las sorpresas. Por otro lado también a su pueblo Dios le ha reservado sorpresas muchas veces, como cuando le ha salvado de la esclavitud de Egipto.

Ellos no entendían que Dios es el Dios de las sorpresas, que Dios es siempre nuevo; que nunca reniega de sí mismo, que nunca dice que se ha equivocado, nunca, pero nos sorprende siempre.

Y ellos no entendían y se encerraban en ese sistema hecho con tanta buena voluntad y le pedían a Jesús: “Pero, ¡Haz un signo!” Y no entendían los muchos signos que hacía Jesús y que indicaban que el tiempo estaba maduro. ¡Cerrazón!

Segundo, habían olvidado que ellos eran un pueblo en camino. ¡En camino! Y cuando nos encaminamos, cuando uno está en camino, siempre encuentra cosas nuevas, cosas que no conocía. Y un camino no es absoluto en sí mismo. (Homilía en Santa Marta, 13 de octubre de 2014)

Oración de Sanación

Señor, me levanto y miro al Cielo buscando tu rostro para agradecerte por haber venido a mi vida e incluirme en tu lista de adoradores y bendecidos

Ser cristiano es un camino, anunciar tu Reino me abre los sentidos para mirar al mundo de una forma diferente y así enfrentarlo todo desde la fe.

Ayúdame a entender que algunos problemas o enfermedades son un signo de tu cruz, de los que se pueden cosechar verdaderos frutos de tu amor.

Quiero ser consuelo y fortaleza para otros, un sembrador de alegría y un difusor de tu mensaje sanador, capaz de esparcir esperanzas de una vida mejor.

El signo de tu eterno perdón se ha hecho presente en mi vida, abriendo torrentes de bendiciones a mi vida trayendo el signo de tu salvación.

Contigo puedo caminar seguro y puedo confiar en que jamás te apartarás de mi corazón, sino que más bien, me darás la fortaleza para salir victorioso.

Quiero amarte y servirte para siempre, sin quedarme paralizado ante las situaciones de necesidad, siendo valiente y compasivo con los demás.

Dame de tu luz para ser un signo de tu bondad, un reflejo de tu misericordia y un proclamador de tu amor en cada rincón del mundo. Amén

Propósito para hoy

Perdonaré sinceramente a aquellos que hoy me puedan causar alguna molestia o incomodidad, sin hacerles notar que me ofendieron.

Frase de reflexión

“Servir a la vida humana es servir a Dios y a toda vida, desde la que está en el vientre de la madre, hasta la anciana, la enferma y la que sufre”. Papa Francisco.

Related posts